El gerente de un supermercado dejó que un niño con síndrome de Down escaneara los artículos

Criar a un niño es una gran responsabilidad, ya que puede conllevar muchos desafíos. Sin embargo, también puede darnos muchos momentos increíbles.

Cuando estamos al lado de un niño a medida que crece, podemos verlo florecer mientras le damos todo el amor y los cuidados que se merece. Pase lo que pase, un padre cariñoso siempre estará al lado de su hijo y lo apoyará a medida que atraviesa los altibajos de la vida.

Y cuando un padre tiene un hijo con alguna discapacidad física o mental, ese apoyo es todavía más importante. El síndrome de Down es una condición genética relativamente común, que puede causar dificultades y discapacidades leves o graves.

Lamentablemente, muchos recién nacidos con síndrome de Down son tratados de forma diferente, y en ocasiones hasta son abandonados, ya que sus padres tienen miedo de asumir esa responsabilidad tan grande. Sin embargo, cuando los niños crecen en una familia sana y feliz, pueden tener la oportunidad de llevar una vida normal. Una comunidad afectuosa e integradora puede hacer una gran diferencia para los niños con síndrome de Down.

Jay Burke, un niño de 10 años con síndrome de Down, visitó una tienda Tesco junto a su padre, en la localidad de Great Horton Road, en Bradford, Inglaterra. El pequeño se quedó prendado de un pasillo de facturación vacío, y su padre, David, pensó que tenía que sacarlo de ese pasillo para que no le causara problemas a la gerencia. Pero a los encargados de la tienda no les importó en lo absoluto, y dejaron que el pequeño se sentara en la caja. Esta historia de octubre de 2018 le alegra el corazón a cualquiera.

BBC News informó que tanto David como Jay son asiduos a la tienda Tesco de Great Horton Road, en Bradford. Al pequeño Jay le encantaba ver a los cajeros trabajando, y sonreía cada vez que la cinta transportadora se movía. David sabía que a su hijo le encantaban esas máquinas, así que cuando Jay empezó a pasar la compra por la caja, su padre trató de persuadirlo para que dejara de hacerlo. Seguramente David no quería que Jay causara problemas al escanear los productos sin permiso.

Independientemente de que su hijo tenga síndrome de Down o no, la mayoría de los padres saben que a veces los niños se quedan fascinados con cosas que son completamente normales y cotidianas para la mayoría de los adultos. Eso forma parte de la experiencia de crecer y descubrir el mundo. A veces, eso significa que los niños tratan de tocar cosas que no deberían tocar. Los padres no se cansan de decirles a sus hijos “no toques eso”. David estaba a punto de decírselo a su hijo, pero entonces ocurrió algo inesperado.

El gerente intervino, e hizo algo increíble por Jay.

El personal de la tienda abrió una caja especial, solo para que Jay pudiera manejarla. “¡Un gran aplauso para el personal! Jay quedó encantado”, le dijo David a la prensa.

El padre también indicó lo siguiente: “En esa tienda, todo el mundo se esfuerza por facilitarnos las compras. Si tienes un hijo con problemas de aprendizaje o con un comportamiento difícil, entonces sabes lo traumático que puede ser ir a un supermercado muy concurrido”.

David trabaja como bombero, y explicó que su hijo era “increíblemente independiente”, pues siempre estaba dispuesto a hacer las cosas por su cuenta. Muchas personas con síndrome de Down tienen problemas de independencia y desarrollo, y según el Hospital Infantil de Boston (Estados Unidos), todas las personas con esta enfermedad tienen algún nivel de discapacidad intelectual. Sin embargo, eso no significa que las personas con síndrome de Down no puedan llevar una vida normal.

Jay demostró sin lugar a dudas que tiene mucha iniciativa, ¡y todos lo ayudaron! David reveló algunos detalles adicionales sobre su hijo: “Es un encanto, y es increíble poder ser el padre de un niño que saca a relucir lo mejor de la gente. Le llamamos el Señor Alcalde de Starbucks, porque cada vez que entramos en nuestra cafetería local, se pone a conversar con la gente”.

Comentando sobre su experiencia en el Tesco, el bombero añadió: “Él se sentía como todo un trabajador, y me conmovió ver lo concentrado que estaba y lo mucho que disfrutaba ese momento”. David también agradeció que el personal de la tienda apartara un tiempo de su jornada laboral para hacerle ese pequeño detalle a su hijo: “Fue increíble ver que [el personal] hiciera todo esto por Jay”…..

 

Leer la noticia completa

Fuente:  www.apost.com
 


 

Deja un comentario

Ver más

  • Responsable: Francisco Rodríguez.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a 1&1 que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.